Sin categoría

Descubran la belleza de Valencia antes de embarcar hacia el Mediterráneo



Valencia es una ciudad española con múltiples ventajas  de las cuales el sector de los cruceros supo sacar provecho. Idealmente situada sobre una gran llanura aluvial a orillas del Mediterráneo, a menudo forma parte del itinerario de los cruceros mediterráneos y también constituye un punto de partida para este tipo de circuito. Pero mucho antes de embarcar para estos viajes por el mar, Valencia  garantiza hermosas visitas y una multitud de descubrimientos.

Valencia, un puerto de cruceros muy activo 

Primer puerto de mercancías de España, el puerto de Valencia es el puerto de contenedores más importante  y uno de los más activos en el sector de los cruceros en la región mediterránea. Cerca de 380 000 pasajeros de cruceros se detienen allí y hacen escala cada año. Los navíos de grandes compañías también embarcan a sus pasajeros desde el terminal de cruceros valenciano. Puede tratarse de un circuito de algunos días que va a Marsella y a Génova, o de cruceros mediterráneos con Cruceros.es de una semana que pasan por otras escalas emblemáticas en el Mediterráneo como Barcelona, el puerto romano de Civitavecchia, Ajaccio o también Savona. Pero no es por casualidad que Valencia se inscribe sobre el itinerario de numerosos cruceros por el Mediterráneo. Dotada de un largo y prestigioso pasado, la ciudad española tiene un importante patrimonio arquitectónico y cultural.

Descubran la Valencia de antaño

Antes de subir a bordo de su barco de cruceros, tómense un tiempo para apreciar el encanto de antaño de la ciudad española. Vayan al centro histórico milenario de Valencia, el Barrio del Carmen. Sus callejones pavimentados y sinuosos son delimitados por suntuosos palacios  y otros edificios de época.  Luego caminen hasta el pie de los vestigios de las murallas que rodeaban la ciudad en otro tiempo, entre las cuales las Torres de Serranos y las Torres del Barrio. El alma de la Valencia de antaño se encuentra también en otros numerosos lugares como en la Plaza de la Virgen donde se sitúa el famoso Tribunal de Aguas de Valencia, encargado de  resolver los litigios de irrigación en la llanura de Valencia desde el año 960 y clasificado patrimonio cultural inmaterial de la humanidad por la UNESCO.



Valencia, ciudad de la cultura

Si el Tribunal de las Aguas de Valencia ya testimonia de la riqueza cultural de la ciudad, hay que continuar la visita por la Ciudad de las Artes y de las Ciencias para tener una verdadera visión de la riqueza cultural valenciana. Este complejo cultural a la arquitectura futurista sirve para valorar edificios con formas inéditas como el museo de las ciencias Principe Felipe que recuerda el esqueleto del dinosaurio, el palacio de las Artes Reina Sofia inspirado de un barco dedicado a la música y a las artes. A este caleidoscopio de monumentos se añaden el Oceanográfico, el acuario más grande de Europa que alberga un océanarium, cuya arquitectura se parece a un nenúfar, así como el Hemisfèric, en forma de ojo que acoge el planetario y una sala de cine IMAX. La visita cultural de Valencia puede continuar con sus museos como el Instituto Valenciano de Arte Moderno que ofrece todos los años algunas grandes exposiciones como, por ejemplo, una dedicada a los dibujos de Picasso.

Los encantos de una ciudad oceánica con un famoso patrimonio culinario 

Para tomar el pulso de Valencia, vayan al puerto deportivo. Situado a dos pasos de las playas más populares de la ciudad como las de Malvarrosa y  El Cabanyal, este puerto deportivo tira su encanto de su aptitud para combinar lo antiguo y lo moderno. Monumentos de época como el edificio del reloj y los hangares del siglo 19 bordean edificios resueltamente vanguardistas como el Veles e Vents, el emblema del puerto. Por otro lado, la animación del puerto deportivo  viene  de sus numerosas terrazas y sobre todo de sus restaurantes que ofrecen una vista panorámica y  son perfectos para probar los sabores locales, particularmente la famosa paella valenciana y la horchata de chufa, el néctar valenciano elaborado a partir de tubérculos de chufas.

Descubran la belleza de Valencia antes de embarcar hacia el Mediterráneo
Rate this post


Previous Article
Amparo Miravet es una joven graduada en Comunicación Audiovisual y Traducción y Mediación Interlingüística. Gracias a su ambición profesional consigue todo lo que se propone.